El Ministerio del Tiempo

Este verano, aprovechando que en la tele no echan nada de interés, he aprovechado para acabar El Mentalista (que la tenía a medias), ponerme al día con Juego de Tronos, y darle una oportunidad a la primera temporada de El Ministerio del Tiempo.

El_Ministerio_del_Tiempo_logo

La serie se emitió de febrero a abril de este año, y había leído y oído muy buenas críticas. Y yo, que no soy mucho de series españolas porque al final siempre acabamos haciendo lo mismo, decidí darle una oportunidad a esos 8 capítulos de los que consta la temporada. Y la verdad es que me ha sorprendido gratamente.

El argumento gira en torno a una institución gubernamental secreta, ese Ministerio del Tiempo, que permite viajar a diferentes épocas a través de una serie de puertas. El objetivo del ministerio es evitar que haya problemas en el pasado que provoquen cambios en el presente. Para ello, las patrullas deberán viajar para evitar estas catástrofes. La patrulla protagonista está formada por los últimos en llegar: Julián Martínez, enfermero del SAMUR de la actualidad (Rodolfo Sancho), Alonso de Entrerríos, soldado de los Tercios de Flandes (Nacho Fresneda) y Emilia Folch, una de las primeras universitarias de España de finales del s. XIX (Aura Garrido). El jefe y quien les recluta es Salvador Martí (Jaime Blanch), quien tiene como mano derecha a Ernesto (Juan Gea) e Irene (Cayetana Guillén Cuervo).

personajes

La serie sorprende por su originalidad. No es lo más original del mundo, ya que existen series de viajes en el tiempo, como Dr Who, Journeyman, Fringe o Perdidos, pero estamos hablando de una serie española y parece que vamos madurando y salimos de las comedias de humor choni y risas enlatadas. Además, me gusta cómo está planteado el viaje en el tiempo. No lo han complicado mucho: hay unas puertas y cada una te lleva a una época en concreto. No le busques más pies al gato, de lo que se trata es de la trama del capítulo, el cambio de época es el trasfondo. La única premisa que hay que tener clara es que sólo se puede viajar a un espacio-tiempo en que sea España. Es decir, Flandes es territorio nacional en la época de Felipe II y Portugal en la época de la Corona de Castilla y Aragón. Fuera del territorio nacional, no se interviene.

Parece que Televisión Española ha apostado por series históricas, como Isabel o ahora Carlos, Emperador (Cuéntame es caso aparte), y quizá se deberían hacer más series de ese estilo, puesto que aportan un punto didáctico. Y es que, con la tontería, nos ponemos al día en hechos históricos viajando a las diferentes épocas. Conocemos a Lorca, al Lazarillo de Tormes, a Torquemada o a Lope de Vega. Incluso los tejemanejes de Franco con Hitler. Por no hablar de Velázquez. Todo un punto de personaje.

Y es que los guiños, referencias y toques de humor es algo que engancha. Y a la vez contrarresta la tensión del capítulo, de la aventura de los protagonistas, de la tensión de que todo se quede como tenía que estar. Que si los recortes, que si la paga de Navidad, que si somos españoles, aquí improvisamos… pequeñas perlas que se cuelan en los diálogos. Pero además, como los tres personajes principales vienen de épocas diferentes, sus conocimientos, su cultura, su educación y su forma de expresarse, es diferente. Alonso choca bastante, lógicamente, con Amelia, es un poco reticente a que sea ella quien tenga el bastón de mando en la patrulla, pero es que, además, está en desventaja histórica, ya que no sabe qué ha pasado en los siglos posteriores a su reclutamiento y provoca escenas de humor con su sentirse fuera de lugar. Para él los viajes en el tiempo, son casi siempre al futuro, así que va descubriendo cómo ha evolucionado su amada patria. Y contrasta con Julián y sus referencias a Terminator, Alatriste o Rosendo. Por no hablar de los guiños a Curro Jiménez (interpretado por su padre) o cuando dice que le suena de algo Isabel (él interpretaba a Fernando junto a Michelle Jenner). Amelia es el punto serio entre ambos, pero no por ello deja de ser un personaje interesante.

La serie me ha gustado, engancha, te mantiene atado a la trama, te ríes con los guiños, repasas historia… Esperando a la segunda temporada estoy, que además será algo más larga que la primera. Espero que no signifique una bajada de calidad.

Insanity Max 30

Hace un par de meses os hablé de Insanity, un programa de ejercicios de Shaun T que es para morir de lo extremo que es. Y también os comentaba que había dado una vuelta de tuerca lanzando una opción reducida pero igual de loca: Insanity Max 30. Y eso es lo que os traigo hoy.

logo insanity

Insanity Max 30 sigue la estructura de su predecesor: Dos meses, 6 ejercicios a la semana y la lengua fuera. Eso sí, incluye nuevos movimientos y se hace más llevadero ya que es más fácil sacar 30 minutos de nuestras apretadas agendas que los 60 ó 70 que duraban los vídeos de Insanity. Ojo, que no es una concentración de ejercicios, sino que hay nuevos movimientos, nuevas estructuras.

Aquí no hay test de inicio y seguimiento, sino que se basa en el Max Out. Es decir, en apuntar cada vez que llegas a tu límite para ver el próximo día que hagas el vídeo si te has tenido que parar en el mismo minuto, has ido más allá o te has quedado más corto. Observas igualmente la evolución, pero no cada 15 días, sino semanalmente, ya que los ejercicios se repiten una vez a la semana. Por tanto, no hay que anotar el número de repeticiones que hemos realizado de cada uno de los movimientos, sino lo lejos que hemos sido capaces de llegar sin tener que parar en el global de la media hora que dura el vídeo.

Y esto es quizá lo que menos me gusta de Insanity Max 30, que hay menos rotación de ejercicios. Tan solo 5 por mes, y Pulse, que sería el de los sábados para estirar y recuperar los músculos después de una semana a pleno rendimiento.

En el primer mes tenemos:

month-1-insanity-max-30

Cardio Challenge: 30 minutos de cardio.

Tabata Power: Una rutina basándose en el método Tabata, que consiste en ejercitarse durante 20 segundos y después descansar 10. Y repetir y repetir.

Sweat Intervals: Cardio a saco. Son ejercicios HIIT, es decir, High Intensity Interval Training (ejercicios de intervalos a alta intensidad) como se hacían en Turbo Fire. Un par de minutos exigiéndole al cuerpo todo lo posible favoreciendo la quema de calorías. Después, breves descansos.

Tabata Strength: Parecido al anterior de Tabata, pero con otros movimientos, más dedicados a flexiones y fortalecimiento de brazos, hombros y espalda. Y sin apenas descansos.

Friday Fight: Sin duda el más exigente de todos.

En el segundo mes:

month-2-insanity-max-30

Prácticamente es lo mismo, pero elevando el nivel, más duro, más exigente. Por ejemplo en Max Out Power o en Strength los ejercicios en el modo Tabata son a intervalos de 45/15, no 20/10.

Además del Pulse, del que ya os hablé al principio, tenemos otro extra que es Ab Attack: 10. 10 minutos de abdominales que puedes añadir al día que quieras. Como si alguno de los días te pudieras quedar con ganas de más y no acabar en el suelo de sudor que se ha formado a tus pies.

Como suele ser habitual, en la mayoría de los programas de los que os hablo, no se necesita equipamiento, tan solo nuestro propio cuerpo. Por lo que no hay excusas de que no tenemos gimnasio en casa.

Asimismo, hay una versión modificada de menor impacto por si no quieres machacarte las rodillas o no te sientes en plena forma como para hacer los ejercicios al máximo. Y, además, como novedad, incorpora pantalla partida para poder ver ambas versiones.

De momento estoy en pleno mes 2, y tras un parón, porque en Madrid llevamos unas semanas horribles con un calor insoportable. Le doy un 8, porque resulta exigente, pero es llevadero al tratarse solo de media hora. Tiene nuevos movimientos y me gusta el nuevo modelo no basado en repeticiones. Como única pega le pongo que hay poca rotación de vídeos, pero es un pequeño detalle. Mientras tanto, ¡a sudar!

Comfort Food, el último libro de Jamie Oliver

Ya sabéis que me gusta Jamie Oliver, esa batalla que tiene por convencer de que se puede comer sano y rico, sobre todo en los comedores infantiles, que es donde se crea la costumbre, en la educación. Pero influye mucho la forma que tiene de transmitir, cómo toquetea la comida (aunque a Corpa siempre se ría de ello), me parece más cercano que el típico cocinero encorsetado. Es mucho más cercano un Jamie Oliver o un David de Jorge (¡Viva Rusia!) que esos estirados de Master Chef, dónde va a parar.

Y esa naturalidad y cercanía se muestra en su último libro: Comfort food, que tuve la suerte de recibir como regalo por mi cumpleaños. Aún no he dedicado un rato para hacer alguna de sus recetas, pero pinta interesante. Luego no sigo sus recetas al pie de la letra, pero bueno, viene bien para tener ideas y no recurrir siempre a sota, caballo y rey: o copiarle los trucos…

Comfort Food

Este libro tiene la particularidad de que viene estructurado por estados de ánimo, sensaciones. Porque lo que quiere reflejar son recetas subjetivas, que te llevan a recuerdos, a celebraciones, a sensaciones, a los pequeños placeres del día a día. No sé, creo que en España tenemos mucha cultura en torno a la comida (sí, a la bebida también). Estamos llenos de recuerdos de aromas, de sensaciones, de sabores. Por ejemplo, para mí, es oler a cocido y saber que es sábado o a paella un domingo… Como los perros de Paulov, vaya. El bollo de la abuela, asociar la ensalada de cardo con celebraciones navideñas de hace mucho tiempo; los croasanes a la plancha de fines de semana sin prisa, esos sándwiches a la plancha de la cafetería del C, los tés con galletas y nuspli saben a Bochum…

Consta de 100 recetas para encuentros, celebraciones, más para gente que le guste la cocina y pasar tiempo en ella. En sus anteriores trabajos intentaba facilitar el día a día, en este hay recetas más especiales, más elaboradas: pasteles de carne, cassoulet de Essex (de donde es oriundo), los típicos pies ingleses,  lasañas, …

Recetas Comfort Food

No puede faltar la pasta y los postres… Las galletas doble chocolate del diablo tengo que probarlas… babeo y todo de pensarlo. Una imagen vale más que mil palabras:

galletas

O si no, la tarta salva negra…

Selva negra

Como suele ser habitual con el cocinero inglés, también hay un programa de televisión homónimo, esto del marketing se le da también muy bien. Habrá que echarle un ojo para verle en acción.

Insanity (aka vas a morir)

¿Recordais a Shaun T, el de Hip Hop Abs, Rockin’ Body o Focus T25? Pues hoy os traigo otro programa suyo: Insanity, también conocido como “vas a morir”. Sobre todo si no tienes mucha preparación porque son ejercicios a saco. Te sientes como los protagonistas con sobrepeso de aquel reality de la MTV. Tienes esa sensación de ir con el bazo en una mano y los pulmones en otra, notas cómo te bombea el corazón en las sienes, sudas a mansalva, acabas con flojera de piernas… Es una locura.

Insanity-LogoEste programa lo comencé a hacer antes del interrail. Por aquel entonces estaba haciendo los vídeos de zumba, pero se me quedaban cortos y quería tener algo de fondo para pasarme 11 días andando sin parar con un macuto y no acabar con la lengua fuera. Hasta entonces llevaba una vida bastante sedentaria por falta de tiempo. Aprovechando el tiempo por las tardes que me dejaba la jornada intensiva a partir de mediados del mes de junio, y con el tope del 1 de agosto (que era cuando me iba de interrail) comencé con estos vídeos.

Se trata de un entrenamiento completo en el que se trabajan todos los músculos por medio de cardio haciendo la mayor cantidad de repeticiones en el menor tiempo posible y sin ningún tipo de equipación salvo tu propio cuerpo. Cada determinado tiempo cuentas con 30 segundos para beber agua y recuperar la respiración, pero enseguida estás de nuevo a tope. De hecho, el calentamiento ya es al máximo rendimiento. Aunque también es verdad que Shaun T dice a lo largo de los vídeos que si tienes que parar, lo hagas, siempre es preferible parar antes de comprometer la postura (o acabar desmayado en el suelo por falta de riego sanguíneo u oxígeno).

La verdad es que este programa es muy duro, es de fuerte impacto. Hay bastante salto y las rodillas sufren bastante, salvo que recurras a la versión modificada. Los vídeos duran cerca de una hora y en el segundo mes hay hasta días con doble ejercicio. Como me iba de viaje, tuve que parar ahí, pero aunque hubiera querido seguir, habría necesitado una segunda ronda del primer mes para poder ser capaz de superar el día uno de la segunda fase. De hecho esa era mi intención al volver de viaje, comenzar desde el principio y terminar los 60 días, pero descubrí Hip Hop Abs y ahí ya comencé a probar otros programas que os he ido contando y ya no lo volví a retomar.

Y es que, como digo, es un programa muy exigente, no es apto para todo el mundo. Creo que necesitas tener cierta forma física previa. Sí que es verdad que por lento que vayas, siempre que te esfuerces, algo mejorarás en condición física, en tono muscular, agilidad… pero si buscas ganar tamaño de músculo, no es tu tipo de ejercicio, si buscas algo más coreografiado tipo aerobic, te recomiendo los ya mencionados Hip Hop Abs o Rockin’ Body de Shaun T o el Turbo Fire de Chalene Johnson. Porque Insanity es una tabla de ejercicios repetitiva.

¿En qué consiste?

Está estructurado en 63 días, trabajando 6 días a la semana. Comienzas el día uno con un test en el que aprendes los movimientos y tienes que anotar cuántas repeticiones eres capaz de hacer en el tiempo marcado. A los 14 días vuelves a repetir dicho test para ver cómo evolucionas. De nuevo se repite el día 36, el 50 y el 63. De esta forma sigues el trayecto, sin preocuparte de básculas que realmente no van a servir de mucho, porque al ganar masa muscular, puede que no bajes mucho de peso.

Vídeos

En el primer mes hay vídeos pliométricos enfocados a las piernas y glúteos, otro más enfocado al tren superior, otro para abdominales, otro puro cardio

Entre el mes uno y el mes dos, hay una especie de barrera de desconexión. La quinta semana es una semana de recuperación, en la que se repite el mismo vídeo a diario, pero que no es tal, porque son ejercicios también exigentes, no es yoga para estirar el cuerpo y que se te vayan las agujetas.

El segundo mes es más global, también hay vídeo de pliométricos o de cardio, pero incluye un circuito que es más global y es mortal. Recuerdo el día 36 terminar el test y después comenzar el circuito y llegar a la conclusión de que para poder superar ese día, necesitaba otra ronda para estar más en forma.

En cada vídeo se suele trabajar durante unos bloques de 3-5 minutos, con varias series de ejercicios y después un descanso de 30 segundos para recuperar algo de fuerza. La duración de los vídeos va desde 20 minutos hasta una hora, la media sería 40 minutos. Que se hacen muuuuuuuuuuuy largos.

Insanity cabecera

Si hasta ahora los programas que os he ido comentando os animaba a probar, aquí, aunque he de decir que están bien y que se obtienen resultados, tiene la parte negativa de que no es para todo el mundo y puede desmoralizar ver que crees morir en cada ejercicio (no, vídeo, no, ejercicio). Y si eres una máquina (o un atleta) y te parece que se te queda corto, no te preocupes, existe Insanity Asylum, que está estructurado en 30 días y sí usa elementos como una escalera de las que se ven en los entrenamientos de los futbolistas o una cuerda de saltar. Y creo que también hay ejercicios de barra para hacer dominadas.

Insanity_The_Asylum

Peeeeeeeeeero, aquí no acaba la cosa, ya que en la nueva moda de los programas con vídeos cortos, con una duración de 30 minutos, ha llegado Insanity Max 30. Que, en mi opinión, mejora al original. Pero su análisis, para otro día.

Pastel de Calabacín

Desde que la rubita empezó con su dieta, hemos ido copiándole recetas, porque algo que tiene de bueno esa dieta es que no es la típica de sota, caballo y rey, todo hervido, ensaladas y poco más. No, no no, al contrario, hay muchos alimentos y mil combinaciones. Así que, en su entorno, aunque no estemos a dieta, hemos ido tomando nota y copiando ideas. Y de ahí surge la receta que traigo hoy.

Hace unas semanas nos reunimos los rancios y preparó un pastel de calabacín, y dije “esto tengo que hacerlo”, aunque metí alguna modificación con respecto al suyo, pero es que en realidad se le puede echar de todo. A gusto del consumidor.

En fin, aquí va el mío:

Ingredientes:

ingredientes

– 2 calabacines

– 6 huevos

– 2 latas de atún

– 100g de queso de untar con sabor finas hiervas

– 2 cebollas

– 1 pimiento

– orégano

Preparación:

Para empezar picamos las cebollas, el pimiento y los calabacines en cuadraditos, para no encontrarnos muchos tropezones. Escurrimos las latas de atún y se lo incorporamos a las verduras. Y por otra parte batimos los huevos

Finalmente lo mezclamos todo añadiendo poco a poco el queso para integrarlo con la mezcla. Salpimentamos al gusto y al horno previamente precalentado a 150º con calor arriba y abajo.

Yo usé una fuente de cristal, hay que tener en cuenta que algunos recipientes hay que engrasarlos previamente para que no se pegue.

Tras unos 15-20 minutos, tenemos el huevo cuajado y el pastel listo para degustar. Aunque en frío también está rico. Se puede comer solo, o con un poco de tomate frito, ketchup, salsa césar o mayonesa. Al gusto. Básicamente, como una tortilla.

Pastel de calabacín

Realmente la base de la receta es el queso y los huevos, después podéis sustituir calabacín por berenjena, añadir más verduras, o cambiar atún por pavo, como hizo la rubita. Quien además le añade un chorrito de salsa de soja. El queso yo lo añadí finas hiervas, pero podéis echar las especias por otro lado y que el queso sea normal. En fin, mil posibilidades, pero el resultado es el mismo, una receta fácil de hacer, rápida y muy rica.

21 day Fix

Vuelvo a la carga con otro programa deportivo. Y sigo en la línea de los 30 minutos, que parece que es lo que se está poniendo de moda. Lógico, por otra parte, ya que cada vez tenemos menos tiempo, y ponernos a hacer ejercicio puede dar pereza. Pero si es en casa y es media horita, es más fácil sacar tiempo.

21 day fix logo

21 day fix es un programa corto. Como su nombre indica se centra en 21 días. Y yo no lo he seguido a rajatabla, sino como complemento del T25. Cuando no tenía acompañante, o en fin de semana si veía que necesitaba despejar la mente o desentumecer el cuerpo.

Se basa en la idea de crear un hábito, para el que se necesitan esos 21 días. Sea el tipo de hábito que sea, es lo que necesita el cuerpo (y la mente) para asumir una nueva tarea. No hace falta que te pongas una gran meta, sólo el hecho de empezar a moverte, de incluir ejercicio en tu día a día. Acompañado de unos hábitos saludables en alimentación también, claro. Y es que ahí está la mayor parte del programa.

Porque es en la alimentación donde hace hincapié 21 day Fix. Porque hay quien dice “no, si sólo he comido una ensalada”, pero claro, ¿qué llevaba la ensalada? ¿Cómo de grande era? Así que, hay un lema: Control de las porciones.

La metodología puede resultar algo compleja. Han intentado simplificarlo de forma que no tengas que contar calorías (absurdo en cualquier dieta, ya que lo que cuenta son los nutrientes. No son iguales las calorías de una chocolatina que de un filete a la plancha y ensalada, aunque sea el mismo número) o eliminar nada de la dieta, tipo carbohidratos. El pack viene con unos recipientes de colores y cada color está asociado a un tipo de alimento: fruta, proteínas, verduras, hidratos, grasas… Así pues, en función de tu metabolismo, calculas las calorías que tendrías que tomar, y en base a eso, sabes la combinación de recipientes que has de seguir. Es un poco lío al principio, pero una vez que sabes en qué franja estás, es sencillo, pues te puedes distribuir la totalidad a tu gusto.

Recipientes
Un ejemplo, que es como se ve más fácil (espero):

Franjas

Yo, con mi peso, altura, edad y siendo mujer, estaría en la franja de las 1200-1500 calorías. En esta franja, hay la siguiente distribución:

4 rojos de proteínas. El tamaño viene a ser de unos 180ml. Pollo, pavo, pescado, huevos, yogur griego

3 verdes con verduras.  La medida es como unos 230ml. Coliflor, repollo, espinacas, brocoli, espárragos, tomate, zanahoria, cebolla, etc.

2 morados con fruta. Mismo tamaño que el anterior. Y cualquier fruta.

2 amarillos para los carbohidratos. La capacidad es unos 120ml. Quinoa, lentejas, judías, arroz, guisantes, patatas, pan de pita, cuscús, magdalenas, tortitas, pasta integral,  etc… También una bolsa de patatas pequeña, palomitas o frutos secos tostados.

1 naranja. Sirve para medir el aceite, también para aceitunas negras. Unos 30ml

1 azul para grasas saludables y queso. Unos 60ml. Queso, frutos secos sin tostar, aguacate, hummus (hecho), guacamole (hecho)…

2 cucharas. Es para medir las salsas, tipo ketchup, barbacoa…

Además, las especias o el vinagre son libres, ya que no aportan nada malo. Al contrario, las especias evitan un alto consumo de sal. También lógicamente el agua, el limón o el ajo.

Así pues, con esta lista, podemos decir que se puede comer de todo, siempre y cuando te organices, te controles y cocines. Muy importante lo de cocinar para saber qué comemos. Puedes picotear a media tarde zanahorias con guacamole, por ejemplo. Al final el guacamole es cebolla, tomate, aguacate y limón. Todo muy sano.

Puede parecer que con los recipientes de colorines se pasa hambre, pero engaña puesto en un plato. Lo realmente complicado es la combinación, jugar con los menús y hacer comidas escalonadas. Por ejemplo:

Desayuno (7 a. m.) : Un té negro y una tostada con un tomate con un chorrito de aceite.

Almuerzo 1 (10 a.m): Un plátano y un par de quesitos

Almuerzo 2 (1 p.m.): Un par de zanahorias y unas nueces

Comida (3 p.m.): Pechuga de pollo, unos espárragos y piña.

Merienda (6 p.m): Un par de mandarinas

Cena (9 p.m.): Espinacas con huevo

A mí lo que más me cuesta es llegar a los 4 de proteínas, pues llevo una dieta baja en carne. Pero la fruta sí que completo los dos recipientes, en verduras los 3 (uno para comida, otro para cena y el tercero distribuido entre desayuno y almuerzo), el amarillo depende del día, por ejemplo si como arroz con verduras, o lentejas, un guiso de patatas con bacalao, con algo que comas de pan, ya tienes los 2. En el caso que he puesto no, por ejemplo. El naranja no llego, porque uso poco aceite para cocinar, depende de si como ensalada, o el chorrito en la tostada de desayuno. El azul sí que siempre lo lleno, puesto que aunque no tomo leche (porque no me gusta) sí que tomo bastante queso. El aguacate me encanta en ensalada, o en una tostada con tomate, con el salmón, en guacamole… También suelo comer algunas nueces… Y las cucharas, pues una la gasto en azúcar del té, y otra según el día, unos huevos rellenos con mayonesa, una hamburguesa que le echas ketchup…

En cualquier caso, yo no sigo el programa a rajatabla, os lo he puesto con ejemplo para que veáis más o menos la idea. Un día a lo mejor me paso de carbohidratos y al día siguiente de verdura porque he comido y cenado verdura. Todo depende también de cómo juegues con la comida que tienes en la nevera, si un día por lo que sea comes fuera de casa. Pero en general sirve para hacernos una imagen de todo lo que cabe en un día. Comiendo saludable y de forma controlada.

21dayfixchallengepack

En cuanto a los vídeos he de decir que es algo repetitiva la forma en cómo está estructurado el calendario, ya que hay 7 vídeos dispuestos a lo largo de la semana y las 3 semanas igual. No hay combinación “aleatoria”. Así que puedes acabar odiando algún día.

Fix Total Body Cardio: Es ejercicio global, como su nombre indica, para mover todo el cuerpo.

Upper Fix: Dedicado al tren superior, con ayuda de pesas o unas bandas elásticas, se realizan ejercicios para fortalecer hombros, pecho, brazos y abdominales.

Lower Fix: Tren inferior. Con sentadillas y ejercicios de piernas.

Pilates Fix: Centrado en fortalecer la musculatura, muchos ejercicios de plancha. Nada que ver con PiYo.

Dirty 30: Son 4 rondas de ejercicios exigentes, o eso dice en el programa, pero no me pareció muy agotador.

Dirty 30

Cardio Fix: Movimiento continuo para mantener altas las pulsaciones.

Yoga Fix: Yoga. Relajación y estiramientos. Se hace el último día de la semana, algo así como el Strength de T25.

La conductora del programa es Autumm (Otoño, sí) Calabrese, una madre soltera y competidora en concursos de bikini en Estados Unidos. A lo largo de sus años de preparación ha conseguido llegar a esta mezcla de ejercicio y alimentación equilibrada. Unas pautas en las que no descubre el fuego, todo sea dicho, porque se basa en hidratación, comida fresca, frutas y verduras sobre todo, proteína para poder llevar a cabo el ejercicio, pero también comiendo de vez en cuando una galleta, un trozo de tarta o un vaso de vino. Al final el truco es controlar las porciones y las veces que comes algo que no es tan nutritivo (véase un refresco, alcohol, bolsas de snacks, chocolatinas, dulces….). Como peculiaridad, tiene una voz que taladra, muy aguda, se le puede acabar cogiendo manía. Y eso que Chalene Johnson no es que tenga una voz muy agradable.

Como todos los programas que he ido comentando, es para todo el mundo, ya que hay una modificadora que adapta si hay ejercicios de más impacto, con saltos, o levantamiento de pesas… Quizá es indicado para empezar a animarse a coger una rutina, o cuando ves que te has desviado del camino de la buena alimentación. Tal vez como un primer paso en el camino. Pero como programa en sí, se queda corto y es algo repetitivo.

Aunque acaba de salir el 21 day Fit Extreme. Habrá que probarlo.

La pirámide alimentaria

Vaya por delante que no soy nutricionista ni experta en el tema. Pero como consumidora o como ser humano que se alimenta, cada vez me planteo más dudas sobre si lo estaré haciendo bien o estaré quitándome años de salud. Así que aquí traigo mis reflexiones de andar por casa, porque lo que un día parece dogma, al día siguiente es mito.

Voy a empezar por lo más básico: La pirámide alimentaria.

Pirámide

Creo recordar de cuando estudiabámos nutrición en Ciencias Naturales en el cole (aquí se ve que hice la EGB y que ya voy teniendo una edad) que abajo del todo estaban los cereales, harinas y lácteos, dando así a entender que era algo que había que comer a diario. Sin embargo, con el paso del tiempo esto ha cambiado y ahora lo que tenemos en primera instancia son frutas y verduras. Me viene a la mente el mensaje de “5 al día”. El problema es que las bases sobre una alimentación equilibrada no cambian al son que tocan los avances científicos y al final, al consumidor no toda la información que le llega es limpia y uno ya no sabe qué creer ni qué comer.

Se va avanzando en la ciencia y en los estudios y parece estar claro que las frutas y verduras previenen enfermedades cardiovasculares gracias a que son ricas en fibra y tienen antioxidantes. O que es preferible que tanto cereales como pastas sean integrales. Ahora los huevos están en 3-4 raciones a la semana cuando se los ha demonizado tanto, la carne roja ya no es tan recomendable. Y aparece la recomendación de la actividad física diaria. Pero claro, cuando interiorizas algo tanto, después es difícil cambiar las costumbres. Lo que antes era bueno, ahora no lo es tanto y viceversa. Así que nos volvemos locos. ¿Y si lo que nos recomiendan hoy como lo “correcto” dentro de unos años es una horrible elección como cuando ahora echamos la vista atrás?

Así que, dudas que me surgen:

Cereales. Están muy abajo en la pirámide, me parecen muchas raciones al día, la verdad. Y no sé muy bien a qué se refiere con cereales. ¿Hablamos del arroz y sus primos hermanos o hablamos de los cereales de desayuno y galletería? Porque no es lo mismo, pero parece que van en el mismo pack. Y me viene a la cabeza una teoría conspiratoria de la industria de productos de desayuno (no voy a entrar ahí, porque me extendería mucho, lo dejo para otro día, porque tiene miga la cosa). Pero a lo mejor es que yo soy un poco malpensada…

Lácteos: Esto es una batalla personal. Y es que la leche no me ha gustado nunca. De pequeña me obligaban a desayunarla, como a todo el mundo, supongo, porque estaba aquel dogma de que la leche era el alimento más completo, que si el calcio, que si las proteínas… pero no soporto su olor ni su sabor, así que fui probando que si leche de canela, que si batidos de vainilla, que si el café con leche cuando era algo más mayor, después el té… Y al final, he decidido que ya está bien. No me gusta, no la voy a tomar. ¿Que tiene calcio? Pues comeré otros alimentos que lo contengan (espinacas, legumbres, frutos secos, sardinas, anchoas…) y lo mismo con la proteína (100g de leche suponen 3-3.5g de proteína… una miseria, vamos), minerales o lo que se suponga que lleva. Y digo se suponga porque la calidad de la leche que nos llega hoy en día no es como la que se consumía hace 40 años cuando se iba a la lechería a por ella. Pero es que además, no está tan demostrado que la ingesta de calcio nos lleve a una mejor salud ósea.

Pero igual que hay defensores acérrimos de la leche y sus propiedades, hay quien no toma leche porque dice que el ser humano es el único animal que toma leche tras la lactancia y va contra natura o que nuestro cuerpo no está preparado para procesar la lactosa… Opiniones para todos los gustos. Pero no hay nada claro que nos diga qué es lo mejor. Y digo yo, ¿si no está tan claro que consumir dos o tres raciones de lácteos sea tan bueno, cómo es que se sigue recomendando tanto? ¿Tendrá algo que ver la industria láctea?

¿Os imaginais que repente dejáramos de desayunar leche y galletas/cereales/bollería? La de empresas que están ahí detrás… ¿qué pasaría con el colacao aka “El desayuno de los campeones“? Más paranoias mías.En resumen, en general los lácteos, salvo que mi padre haga arroz con leche o flanes, o me dé por la repostería, no entran en mi dieta. No suelo tomar yogures, natillas o similares. También por gusto, nunca fueron santo de mi devoción. Hoy en día ni los compro. Lo que sí tomo es queso, que sí me gusta. Y por cierto, la última revisión médica apuntaba a unos niveles dentro de los parámetros de calcio.

Carnes: Aquí hay muchos mitos. Que si no comes carne no obtienes todas las proteínas necesarias, que si comes mucha carne tendrás riesgo de enfermedades cardiovasculares… Que si mejor el pollo que el cerdo, que si el pollo está hormonado… En fin, de nuevo que no sabe una qué comer. Yo, ya lo he dicho más de una vez, no como mucha carne. En parte porque tampoco he sido muy carnívora (no me gusta la ternera, por ejemplo, algo que parece ser un crimen) y en parte porque ahora al convivir con alguien que no come carne, no me abastezco de mucha en la compra semanal. Aún así, me parece una barbaridad ingerir carne dos veces al día como pone en la pirámide. Cada vez hay más estudios que demuestran que es más sana la proteína del pescado (además del famoso omega-3) que de la carne. O que se puede obtener proteína de las legumbres y los huevos, o de las semillas y frutos secos (sin tostar). Además, cuanta más variedad de alimentos, más riqueza de nutrientes y vitaminas que tomamos de ellos, ¿no? Por cierto, a los vegetarianos no se les acaba el mundo porque no coman alimentos de origen animal. Hay una gran variedad de opciones para elegir.

Huevos: Durante años y años se decía aquello de que no era bueno comer más de 3 huevos a lo largo de la semana porque las yemas eran ricas en colesterol y que ello nos provocaría una suvida de estos niveles. Una recomendación que venía de Estados Unidos, por cierto. Recuerdo los desayunos buffet en hoteles y teniendo que evitarlos a pesar de que me apetecieran en cualquiera de sus versiones (cocidos, fritos, revueltos). Sin embargo, hoy en día esta afirmación ha cambiado y resulta que lo que influye son las grasas saturadas (supongo que el bacon que acompañaba los huevos), el sedentarismo, la genética, el alcohol y el tabaco. Ya que de los 200 mg que puede tener una yema de un huevo, sólo se absorvería el 15% del colesterol. De forma que ahora se ha determinado que lejos de ser perjudiciales para la salud, son uno de los alimentos más nutritivos porque contiene todos los aminoácidos esenciales, vitaminas y minerales. Además, no son muy calóricos, 70 calorías. Así que ahora es saludable comer uno al día.

Alcohol: Venimos de una tradición cultural en la que todo se hace alrededor de comida y bebida. La cañita de después de trabajar, el vinito con un poco de jamón, que si el aperitivo del fin de semana, que si las copas con los amigos… Antes se decía que una copa de vino al día era bueno para la salud. Así lo lleva haciendo mi abuelo toda la vida. Ahora parece ser que ya no es que sea bueno para la salud, sino que es compatible con una dieta saludable. Vamos, que porque te tomes una cerveza o un vasito de vino al día, no va a empeorar tu salud si lo complementas con hábitos correctos, al igual que no pasa nada si un día te tomas un bollo. Pero alimento/bebida como tal, no lo podemos considerar.

Ejercicio: Antes no se incluía en la pirámide, y ahora ya sí. Porque se ha determinado que ayuda a equilibrar lo que ingerimos, aparte de ayudar a que no se nos oxide el cuerpo.

En resumen, que cada vez hay más estudios, se destierran creencias, mitos, surgen nuevos. Pero la pirámide no evoluciona a la par, me parece complicada y visualmente no me deja claro qué es lo que hay que comer para que el cuerpo obtenga lo necesario para un correcto funcionamiento y una buena salud. Se debería hablar más de nutrientes, de vitaminas, que de alimentos. Aquello de la leche es buena no me funciona, dime que tengo que tomar calcio y qué me lo proporciona y ya me adapto yo. No entiendo que tengan que apaarecer snacks y bollería en una pirámide, yo desterraría de la imagen todo aquello que sea procesado.

El resultado es que al final no sabemos qué es saludable y qué no. Yo me baso en que cuanto más natural y menos procesado, mejor. Y en observar al cuerpo y ver qué nos sienta bien y qué no. Aquí va mi conclusión:

– Que la base sean las frutas y verduras. Como acompañamiento del plato principal, como postre, como sncak de media mañana o media tarde. Pero de consumo diario y en varias tomas. Fuera mitos como que el plátano, el aguacate o el melón engordan. ¿En qué momento nos pareció más saludable una barrita prensada que no sabemos lo que lleva, que una fruta de toda la vida?

Frutas y verduras

– Beber agua. No hace falta beber dos litros de agua al día, ya que los alimentos también contienen líquido, pero sí dejar en la mínima expresión el consumo de zumos, refrescos (azucarados ambos en la misma medida) o alcohol.

– Procurar tomar los derivados integrales de cereales, panes, pastas y arroces. Incluir cuscús, quinoa y trigo sarraceno para que haya más variedad.

– Evitar al máximo los procesados. Generalmente son los más adictivos. Ya sea bollería o preparados congelados. Ojo, las verduras congeladas sí son buena opción pues se congelan según se recolectan y guardan sus propiedades mejor que si lo compras fresco y lo tienes una semana en la nevera. Me refiero a las lasañas, salteados y demás.

 Con estas premisas y un poco de ejercicio, creo que tenemos una buena combinación.

Rarezas gastronómicas: Especial British V

Lo prometido es deuda, aquí traigo la entrega de los dulces que llegaron a mis manos estas Navidades desde tierras británicas.

De dulce esta vez probamos poco, sólo 3 cosas. La primera de ella son los tea cakes.

Tea cakes

No es muy novedoso, pues aquí también se comercializa, o al menos los recuerdo de cuando era pequeña y compraba chuches. Son unas bombas de chocolate rellenas de merengue. Las diferencias con las españolas es que la galleta es más consistente en las inglesas. Están muy ricas.

Los Wagon Wheels son similares, galleta, chocolate y merengue.

Wagon Wheels

Pero en realidad es como un sándwich, dos galletas, en el centro el merengue, y todo ello recubierto de chocolate. El resultado es una masa de galleta en la boca que cuesta masticar. El merengue apenas se aprecia. Si tuviera que elegir, ganaría sin duda la primera opción, los tea cakes. La foto del envase y el Epic inside, todo mentira, no tiene nada que ver con la realidad.

Y por último tenemos las barritas de chocolate Yorkie.

Yorkie

Es una barrita de chocolate de los señores de Nestlé, que son tan sexistas que la declaran sólo para hombres. Y es que tiene 249kcal por barrita, así que presuponen que como las mujeres estamos siempre a dieta y contando las calorías, pues que mejor que no las comamos. En fin, discriminación aparte, están ricas, unas chocolatinas normales y corrientes, vaya.

Y hasta aquí de momento. Pero habrá más entregas, seguro.

Focus T25

Vuelvo con rutinas de ejercicio, que ya toca. Bueno, os hablé del equipamiento que he empleado en los programas que he ido haciendo durante el último año. Pero desde PiYo no os había traído nada nuevo.

Mientras estaba con este programa, llegó a mis manos Focus T25, de ShaunT. El creador de Hip Hop Abs, Rockin’ Body e Insanity. Y como sus anteriores vídeos me gustaron, en una de estas semanas que no tenía acompañante para PiYo y algún día del fin de semana que quería actividad extra, pues me decanté por lo nuevo de ShaunT.

ShaunT

La verdad es que tengo que decir que de los programas que os he hablado de Shaun T, este me parece el más completo e indicado para todo el mundo. Porque claro, Hip Hop Abs, DDR, Rockin’ Body o zumba si no eres muy de bailar… pues no te convencerán, y los de Chalene son más de patadas y puñetazos, y entiendo que también puede no gustarle a todo el mundo. PiYo sí que es apto para todo el mundo, y hasta el día de hoy mi favorito. Y aparte, con los mencionados anteriormente tenemos el problema de la duración, que si vamos limitados de tiempo, ya nos da hasta pereza. Y al final un día por falta de tiempo, otro por inapetencia… cae en el olvido.

Logo

Pero Focus T25 es tan corto, que dices, venga, no llega a media hora, luego me ducho, y como nueva. Pero ojo, no por ser corto es moco de pavo. Los ejercicios son intensos, muy intensos. Aunque hay siempre la versión modificada con Tania, también conocida como The Machine, pero que en T25 está recuperando forma física tras una cesárea. Sus ejercicios son iguales, pero no salta, hace las flexiones con las rodillas apoyadas… Así que, no hay excusa, es apto para los más experimentados y para los que van con el bazo en la mano. Si no te ves en muy buena forma, puedes empezar siguiendo a Tania y poco a poco, a medida que el tono va siendo mejor, seguir con los ejercicios normales. O como en mi caso, seguir a ShaunT excepto en ejercicios puntuales que me superan, que me cambio a Tania.

Tania

Pero, ¿qué tipo de ejercicios tiene? ¿Cómo está estructurado? ¿Se necesita equipamiento?

Como ya os he comentado, son 25 minutos y establece un calendario para 5 días a la semana. Aunque realmente podría decirse que es para 7 días, puesto que ejercitas 5, pero el 5º es doble, descansas el 6º y en el 7º tienes la opción de trabajar los estiramientos y flexibilidad. Puedes descansar el 6º o dividir los dos del 5º y hacer uno cada día. Con lo que no tendrías día libre. Tras el vídeo correspondiente de 25 minutos, hay otros tres de estiramiento o enfriamiento, y es que durante el vídeo en sí no se para en ningún momento. Así que hay que hidratarse bien y estar preparado para darlo todo.

Cada vídeo tiene los 25 minutos muy aprovechados, no hay un calentamiento como tal, no lo parece. Se empieza con una rutina de ejercicios progresivos. Por ejemplo, primero levanto una rodilla, luego la otra tras haber bajado la anterior. El siguiente ejercicio sería lo mismo pero alternando las piernas con salto, y el tercero, directamente correr elevando las rodillas. De tal forma que durante los primeros minutos se va poniendo en movimiento toda la maquinaria de forma escalonada pero a la vez enérgica. En ese espacio de tiempo ya has entrado en calor. Durante los restantes 25 minutos, habrá etapas de burnout, donde se hacen esos movimientos que ya aprendiste, pero más rápido. Después otra serie despacio con otros movimientos y así hasta el final. Dependiendo de la rutina, ejercitarás unas partes u otras del cuerpo, no digo que sea estático, pero se enfoca a según qué músculos. Para saber el tiempo que te queda, hay una barra de tiempo y además nos va anunciando el nombre del siguiente ejercicio, para que sea más dinámico y te vayas preparando (lo podéis ver en la captura anterior de Tania)

Y para hablaros de cada uno de los vídeos, antes hay que hablar de la duración, ya que T25 está estructurado en 3 meses con 3 fases diferentes: Alpha, Beta y Gamma. Las dos primeras fases duran cinco semanas, mientras que la fase gamma dura 4. Es como un bonus ya para nivel más a fondo.

Alpha Beta gamma

En cada una de las fases se hacen unos vídeos u otros, de menos a más intensidad, claro. De hecho, recomiendan que si ya estás en forma, empieces directamente en Beta. Creo que es preferible empezar en Alpha y si ves que te quedas corto, avanzar, a empezar en Beta y tener que retroceder, porque ShaunT es mucho ShaunT y sus programas son mortales.

T25_programa

ALPHA

Digamos que sería en nivel principiante. Como decía más arriba, dura unas 5 semanas y si crees que te queda corto, puedes pasar a la Beta directamente. Durante esas 5 semanas se van alternando los siguientes vídeos:

– Cardio: Elevar piernas, sentadillas, algún salto. Cardio puro y duro.

Speed 1.0: Son ejercicios para favorecer la agilidad. Hay juego de piernas y cadera, así como flexiones combinadas con patada tras ponerte de pie. Mortal.

Total Body Circuit: Ejercicios de fuerza y resistencia, muchas flexiones. De lo peor, es toooodo el cuerpo, como su nombre indica. Quizá buen indicador de si estás en forma o no. Si lo pasas y no sientes desfallecer, quizá sí que estés para hacer Beta.

Ab Intervals: Se ejercitan los abdominales tanto en el suelo como de pie. Pero ojo, que aunque usa una alfombrilla y se usa el suelo, no son las típicas abdominales de troncharse la espalda, sino movimientos que ejercitan todo el abdomen, superior, inferior, lateral… Completo. Muy importante mantener una buena posición para que sean efectivos.

Lower Focus: Como su nombre indica, se centra en la parte inferior del cuerpo. Muchas sentadillas. De una en una, con saltitos, con pulso… Acabas con las piernas quemando.

Estiramientos: de piernas y espalda sobre todo. Viene bien para recolocar después de la paliza de la semana.

Si con esta fase preparatoria no has muerto, se pasa a la siguiente

BETA

Otras 5 semanas, pero subiendo de intensidad y exigencia. Pero seguimos en los 25 minutos (que sirve de consuelo)

– Core Cardio: Cardio como en Alpha pero con movimientos mucho más rápidos, más saltos… Y mantener la pose de flexión mientras movemos un pie y la mano contraria. Para acabar por los suelos.

Speed 2.0: Si speed 1.0 parece rápido, en 2.0 es un torbellino. Movimientos muy muy rápidos de coordinación.

Rip’T Circuit: Se trabaja todo el cuerpo con ejercicios de cardio, pero también con movimientos en el suelo para abdominales y además banda elástica y pesas (o lastres).

Dynamic Core: Se ejercita el tronco tanto con movimientos en vertical, como en horizontal.

Upper focus: Enfocado para el tren superior con ayuda de pesas y banda elástica. Brazos, hombros, espalda y tronco.

Core speed (bonus): Combina movimientos de los speed y cores, no uno de aquí y otro de allí, no, mezclando. Como por ejemplo de pie algún movimiento de piernas de agilidad, a continuación flexión y de nuevo de pie al ejercicio de rapidez.

Y si ya quieres llegar a un nivel especial, te queda el último bloque de 4 semanas. Has de tener en cuenta si modificas en alpha y beta y si dominas ya los movimientos anteriores, para así hacerte una idea de si estás o no preparado.

T25-fasesGAMMA

En esta fase es importante tener en cuenta también si quieres trabajar con pesas, lastres, bandas elásticas o similar, puesto que en la mayoría de ejercicios se requieren o recomiendan. También se pueden hacer sin ellas, pero claro, al ser un nivel más avanzado, está enfocado a que, una vez que ya tienes la forma física, definas.

– Speed 3.0: Movimientos para ganar agilidad multiplicado por 3.

Rip’T Up: Ejercicios para el tren superior. Biceps, triceps, hombros, espalda, pecho. Necesitas bandas o similar

– Extreme Circuit: Todo el vídeo con pesas.

– The Pyramid: Combinación de cardio y estiramientos.

También existe la versión Gamma Strength, donde se combinan las cuatro semanas ejercicios de Gamma con los más potentes de alpha y beta, duplicando en duración en el 5º día.

Como veis, un programa de fitness bastante completo, en el que se fortalecen todas las partes del cuerpo. Apto para principiantes y para aquellos que tienen mejor forma. Para los que no tienen ninguna dolencia y para los que tienen molestias o se recuperan de alguna lesión o intervención (aunque siempre es recomendable hablar con el médico). Y, sobre todo, apto para todo el mundo porque es media hora (súmale a los 25 minutos los 3 de enfriamiento y lo que tardas en darle al play).

Eso sí, no es fácil, pero, ¿qué sería de la vida sin retos? ¿Y lo bien que sienta una ducha después? ¿Os animáis?

Rarezas gastronómicas: Especial British IV

Y seguimos hablando de comida, o algo así. Como el expatriado vino a pasar las Navidades a casa, como el del turrón del anuncio, pues aprovechamos para encargarle guarrindongadas varias para saber qué se cuece por aquellos lares. Y nos sorprendió con gustos para todos, dulce, y salado, como la vez anterior. Hoy vamos a por el salado, que ya tuvimos dulce con las muffins de la semana pasada.

Empezamos con las Kettle Chips, unas patatas con sabor a queso, vino tinto y arándanos. Nada, todo mentira. Patatas con un leve sabor a queso, quizá. Pero vamos, que hasta los chettos saben más a queso… Me sigo quedando con las nuestras de toda la vida. Y encima dice que nada artificial…

Kettle

Tampoco triunfaron las Potato Spirals con sabor a chile picante. Estilo indio. Y es que te tiene que gustar mucho mucho mucho el picante, porque abrasan. Están bien de textura, son como los aros de patata que tenemos por aquí, y al principio parece que no pican mucho, pero después te arde la garganta.

Hot Chilli

Unas patatas, que bueno, parece que se quedaron en el limbo, que parece que no es que encanten, pero no están mal, fueron las Marmite Crips.

Marmite Chips

Para entender el sabor, hay que entender antes qué es el marmite. Se trata de una pasta de extracto de levadura que los ingleses usan en modo pasta de untar para desayunar. Al parecer triunfa mucho, supongo que es como la versión estadounidense de la mantequilla de cacahuete. No en sabor, sino en la obsesión por el producto y su uso. El caso es que tiene ese sabor amargo, ese toque de la levadura cuando la pruebas en la fábrica de la Guinness o de Heineken, no disgusta, pero creo que no me terminó de convencer porque no es el sabor que te esperas en una patata. Aunque como ya saben a cualquier cosa menos a patata

Y para terminar, la sorpresa. No sabíamos qué esperar de estas dos bolsas de Mr Porky. Mi hermano apostaba que eran trozos de cerdo secos. Y al abrirlas… resulta que eran cortezas (crackles) y torreznos (scratchings) de toda la vida. Eso sí, más caros que aquí en unos frutos secos a granel.

cortezas

En la próxima entrega, los dulces.

Koröshi

Buenos días Bordes,

Hoy vuelvo a la carga con una de “venduarios”. En mi afán de no ir uniformada (Zara-Mango) sigo buscando sitios donde encontrar variedad. Con esto no quiero decir que no me gusten estas tiendas, es más estoy encantada de entrar en sus prendas. Por cierto, breve inciso: Gracias a Mango por acordarse con su marca Violetta de que hay talla más allá de la 42 y de que las mujeres con sus kilos de más también tienen derecho a sentirse guapas.

A lo que voy que me disperso… Hoy os quería hablar de una tienda en la que nunca pensé que compraría por la estética del local y porque la música está muchas veces a modo discoteca. Lo siento soy así, yo asocio “chunda-chunda” con choni y no entro.  Desde hace unos meses, estoy más o menos estabilizada en mi peso y he empezado a cubrir el agujero negro que dejó mi anterior cuerpo y no he tenido más remedio que irme de tiendas… una pena, de verdad que una pena…

En una de estas salidas con mi “falso marido” entré a echar un vistazo rápido y luego no había ser en la Tierra capaz de sacarme de allí. Resulta que tras pasar la “barrera del sonido” del “chunda-chunda” se escondía una firma de ropa japonesa cuyos diseños son muy parecidos a la ropa Desigual pero con la diferencia de no ser tan recargada,  a precios más que razonables, y con tallaje para todo el mundo. Otra cosa a su favor es que tienen ropa muy cómoda que sirve tanto para ir arreglad@ a la oficina, como para salir a tomar algo… vaya para todo tipo de ocasiones.

XBAZEHZT

 

Como  os imaginaréis, ya tengo dos adquisiciones (y lo que te rondaré morena). Una falda monísima talla 40 (Sé que os importa una castaña, pero yo me quedo tan agusto) y una camiseta con escote en V ideal para salir los fines de semana con cualquier pantalón. La amiga Corpa también estuvo hace un par de semanas y no dejó títere con cabeza y es que si de por sí los precios son buenos, en rebajas… ahí os dejo la foto de mis dos adquisiciones.

Falda Koroshi

Camiseta

A qué son chul@s!? Y si no para gustos los colores!! Espero que os guste!!

Hasta el próximo post!!

Brick Lane Beigel Bake Londres

Buenos días Bordes,

Hoy volvemos a la carga con un nuevo “sitio gocho”. Bordes, el ansia viva no conoce fronteras, hace unos meses viajamos a Londres donde vive desde hace ya un tiempo mi buena amiga Alba. Durante todo el puente nos hizo de guía personalizada y lo bueno de estas cosas es que además de visitar lo  más típico, conoces sitios que nunca te plantearías. Esto también abarca el ámbito gastronómico.

La gastronomía inglesa no es que sea lo mejor del universo, por mucho que se empeñe Gordon Ramsey. Eso sí siempre sí siempre hay algo con su “encanto”. Este es el caso de “Brick Lane Bagel”.

 

images

 

Por favor, no os dejéis llevar por la primera impresión, ahí donde lo véis está siempre hasta arriba. Es la típica “tahona” donde fabrican y venden pan y todo tipo de bollos, entre ellos los beigel por los que son famosos. La calidad precio estupenda no lo siguiente. Lo malo es que “ambientalmente” no es que sea lo más chic, vaya que ni el local ni los dueños. Con el dinero que tienen bajo el colchón ya podían hacer una reforma…

 

Local por dentro

 

Está claro que las apariencias engañan porque los beigel están de vicio de ahí sus cinco estrellas en Tripadvisor. Los beigel más exitosos y que por supuesto yo he “catado” son ternera con o sin mostaza (cuidado que pica un poco) y el de salmón con queso Philadelphia. Espectaculares! Lo malo es que no te puedes sentar a comerlo tranquilamente, pero también forma parte de su “encanto”…

beigel de salmónuntitled

Bordes, ya sabéis! Si os dejáis caer por esos “lares”, no dejéis de visitar este “sitio gocho”. Buena comida, barata y a seguir pateando!

Gracias Alba, volveremos a repetir!

Espero que os guste! Hasta el próximo post!

Adán y Eva

Buenos días Bordes,

Hace tiempo que no escribo post chusqueros, no por falta de ganas… es que no me da la vida ni para ver “mierdas televisivas”, tanto que se me ha terminado la temporada del programa del que os quería hablar “Adán y Eva”.

 

Caratula 4

Encuentro

 

 

 

 

Se trata de un reality en el que personas o personajes de todas las edades, formas y colores van a una isla paradisiaca en busca del “amor” sólo con una condición: estar desnudo. De esta forma llevan a la isla a dos chicas y un chico o viceversa para que se conozcan y la persona que pertenece al sexo minoritario escoja a la persona que más le guste. El programa en sí no tiene mucha miga, alguna prueba para ganarse una cita y poco más. La “chicha” está en los personajes que pasan por la isla y las perlas que sueltan por la boca:

“¿Qué es el Manzanares? Me suena a fruta”

 “No he ido nunca a Madrid porque no hay playa”

 “Estoy orgulloso de mi miembro viril”

 “Busco una chica que huela bien porque yo huelo a hombre”

 “Adán y Eva viene del primer fascículo de la Biblia”

 “¿Cómo es, Alhambra o Alambrada?”

 “A mí no me gusta el arte, soy anárquica”

 “Soy polivalente: poli significa muchos y valente, valer”

 “Maquillo muertos, es un trabajo de futuro, porque no hay competencia y no hay crisis”

 “Después de maquillar me pego una ducha y me quito el olor a muerto”

 “Busco un tío con buena economía porque yo siempre he vivido muy bien”

 “Mi hombre tiene que tener un Mercedes o BMV. Y tiene que ser un caballero y conducir siempre él”

 “No soy una facilona de liarme con uno la primera noche” (antes de acostarse con uno)

Con todo esto queda claro que de “todo hay en la viña del señor” y que la mayoría de los personajes que han pasado por aquí no venían buscando su media naranja, si no su minuto de gloria para que le sirva  de trampolín en el maravilloso mundo de la caspa televisiva (Buen sueldo sin hacer ni el huevo). Prueba de ello es Koemen el morenito con rastas de Bilbao que ha saltado a la fama por una gran virtud que le ha regalado la naturaleza… y ahí está en el Gran Hermano Vip, cobrando y viviendo del cuento con la Esteban y los Chunguitos…. vaya mezcla… pero eso para otro día!

coman--490x450

 

Hasta el próximo post!

 

 

 

Qué ver en Madrid

Retomo los posts sobre viajes, pero esta vez no nos vamos muy lejos. Nos quedamos en la capital. Madrid tiene mil monumentos, museos, calles, edificios y puntos de interés en general, no os lo voy a traer todo, pero sí os quiero traer una propuesta según una ruta que hicimos los primos Pareja estas navidades aprovechando las vacaciones.

Fue una visita paseo, los 6 integrantes somos de Madrid, y era una excusa para pasar el día juntos y hacer fotos, así que no fue turística del estilo de entrar en museos.

ruta por Madrid

Partimos desde Atocha y tomamos el Paseo del Prado pasando por el Real Jardín Botánico, que está abandonadísimo. El Paseo del Prado es uno de los bulevares más importantes de la ciudad y junto con Castellana y Recoletos forman los ejes de Madrid. Pero aparte de su importancia en su localización, es importante a nivel cultural, puesto que es donde podemos encontrar el Thyssen-Bornemisza, el Centro de Arte Reina Sofía o el Museo del Prado.

Prado

Este Museo fue el segundo más visitado (de pago) por detrás del Museo del Bernabéu. y es una pinacoteca en la que destacan cuadros de escuelas pictóricas de España, Flandes Italia y Francia y autores como El Greco, Tiziano, Rubens, Velázquez o Goya. Estos dos últimos tienen sus puertas de acceso, y sus esculturas en la calle. Si bordeamos por la puerta de Goya, veremos los Jerónimos.

Los Jerónimos

En su día fue un monasterio. De hecho, uno de los más importantes de Madrid. Ha sido escenario de funerales, bodas y proclamaciones reales. Hoy en día sigue en pie la parroquia.

Siguiendo la ruta nos encontramos con la glorieta de la Cibeles, que se encuentra frente a la Real Casa de Correos, uno de mis edificios favoritos de Madrid junto con el Palacio Real. Se puede subir a su azotea por 3€, pero debido a las fechas en las que estábamos, había una cola tremenda y no subimos. Pero no perdais la oportunidad.

Cibeles

A continuación cogemos la Gran Vía, con su edificio Metrópolis, de inspiración francesa, uno de los símbolos de dicha arteria.

Metrópolis

La Gran Vía está plagada de edificios a cada cual más peculiar e interesante. Es una avenida para ver mirando hacia arriba, puesto que en los tejados nos podemos encontrar con cuádrigas, victorias aladas, gárgolas o escudos. Para mí, mucho más interesante que la 5th Avenue de Nueva York. No le tiene nada que envidiar.

Un poco más adelante, en Callao tenemos el mítico edificio de Schweppes, cuyo nombre original es Edificio Carrión o Capitol (por el cine).

Schweppes

A un paso tenemos el famoso El Corte Inglés, desde cuyo noveno piso se puede ver toda la Gran Vía y aledaños. En la planta 9 han diseñado un espacio gourmet con diferentes espacios dedicados a diferentes restaurantes, incluso alguno con cocineros que tienen varias estrellas Michelín. En sus cristales está diseñada la silueta de la panorámica de Madrid. Y desde su terraza se puede disfrutar de las vistas. La entrada es gratuita, y puedes consumir o no.

Si continuamos la Gran Vía llegamos a Plaza de España, donde encontramos el monumento a Cervantes y a Don Quijote y Sancho Panza. Y si cruzamos, llegamos al templo de Debod

Debod

desde donde tenemos una buena vista del Palacio Real y de la Catedral de la Almudena. Este templo del antiguo Egipto fue un regalo de dicho país en compensación por la ayuda española para salvar los templos de Nubia. Egipto donó otros 3 más, uno a Estados Unidos, otro a Italia y un tercero a los Países Bajos.

Siguiendo la cuesta de San Vicente, nos dirigimos hacia el Palacio Real, atravesando los Jardines de Sabatini.

Jardines de Sabatini

Carlos III

Y subiendo las escaleras llegamos al Palacio Real, que desde luego me parece más impresionante que el Buckingham. En teoría el palacio es la residencia oficial del Rey de España, sin embargo, la Familia Real se trasladó al Palacio de la Zarzuela, al menos cuando reinaba Juan Carlos I, por lo que se usa para ceremonias de Estado.

Palacio Real

Es el Palacio Real más grande de Europa Occidental y destacan colecciones culturales de ámbitos como la pintura, la música, la escultura o tapicería.

Fue mandado costruir por Felipe V donde estaba el Real Alcázar que se quemó en 1734. Carlos III fue el primer monarca que vivió allí. De ahí que su estatua esté en los jardines.

Palacio Real Frente

El último monarca que vivió en palacio fue Alfonso XIII. Aunque Manuel Azaña también trasladó allí su residencia. De hecho, quedan restos de la época republicana en algunas farolas.

Frente al Palacio, encontramos el Teatro Real, que si vemos su vista aérea, observamos que tiene una planta en forma de ataúd.

Teatro Real

Al lado está la Catedral de la Almudena, donde se casaron los actuales reyes.

Catedral

Esta Catedral es la sede episcopal de la archidiócesis de Madrid y fue consagrada por Juan Pablo II en un viaje a España, de hecho, hay una escultura suya en el patio.

Catedral Puerta

A diferencia de la mayoría de templos cristianos, la catedral tiene una orientación Norte-Sur y no Este-Oeste, para que de este modo su fachada quede justo frente al Palacio formando así un conjunto.

Tomando la Calle Mayor, pasamos por la Plaza de la Villa.

Plaza de la Villa

En dicha Plaza se encuentran las fachadas principales de tres edificios de gran valor histórico: la Casa y Torre de los Lujanes, La Casa de Cisneros y la Casa de la Villa, una de las sedes del Ayuntamiento de Madrid.

En este entorno tienen origen tres pequeñas calles que formaban parte del trazado medieval de la ciudad: la del Codo, la del Cordón y la de Madrid.

Continuando por la Calle Mayor vamos a dar a la famosa Plaza Mayor. Donde podemos disfrutar de un típico bocata de calamares. Un clásico en Madrid.

Como suele ocurrir en otras ciudades, este lugar era el mercado principal de la villa, donde confluían los caminos de Toledo y Atocha en las afueras de la villa medieval. Fue Felipe II el que años más tardes encargó su remodelación, de ahí que en el siglo XIX se colocara su estatua en el centro de la plaza. Posteriormente ha sufrido cambios debido a tres grandes incendios.

No os puedo poner fotos pues estaba llena de puestos del típico mercadillo navideño y no se aprecia ni la estatua de Felipe II, ni los arcos, ni nada. Habrá que dejarlo para otra visita.

Si continuamos por la Calle Mayor, llegamos a la céntrica Puerta del Sol, con su desplazado oso y el madroño (que en realidad es una osa) y esa fantástica caracola que se supone que es la nueva salida de la Renfe.

En esta plaza se encuentra el Kilómetro Cero. Y cómo no, el famoso reloj de las campanadas que data del siglo XIX situado en la torre de la Casa de Correos. Hoy en día, este edificio es la sede de la Presidencia de la Comunidad de Madrid.

Como veis, siempre atestada de gente, y más si hablamos de época navideña.

Sol

Tomando la Carrera de San Jerónimo, llegamos al Congreso de los Diputados. Y continuando por la calle Jovellanos llegamos a la Calle Alcalá desde donde nos dirigiremos de nuevo a la fuente de la Cibeles, para llegar hasta la famosa puerta miralá miralá.

Finalmente, a mano, aunque supone un recorrido aparte, nos queda El Retiro, desde donde podemos volver a llegar al punto de patida: Atocha.

Y queda mucho por ver, muchos rincones por descubrir, muchas azoteas a las que subir, puntos de interés que quedan menos céntricos. Pero si queréis hacer una visita de un par de días a la capital, esta podría ser una buena ruta.

El sistema educativo está muerto

El sistema educativo está muerto. Y no, no tiene que ver con la noticia de Finlandia y la supresión de la escritura a mano. Esta vez hablo de aquí, de España. Y no, no voy a entrar a criticar a Wert. Al menos no directamente, porque no es culpa suya (aunque podría introducir mejoras y solucionarlo), esto viene de atrás.

Tenemos un sistema educativo que se basa en el sistema loro. En el cole me gustaba Lengua y me gustaba Matemáticas. Sí, ahora soy de letras, pero con matices. Nunca he tenido problema con lengua, era algo que entendía fácilmente, nunca me aprendí las reglas ortográficas porque aprendí a leer pronto y comencé a devorar libros, así que la memoria fotográfica hizo el resto y no tenía que recurrir a “se escriben con … las palabras acabadas en…” porque salía solo.

lengua

Con la literatura era diferente, porque había que aprenderse autores, movimientos, obras… y para eso había que sentarse a leer y repetir y repetir hasta que te lo aprendías de memoria. Por eso nunca me gustaron las Ciencias Naturales o Sociales, porque era todo leer y repetir. Y la mayoría de las veces no sabía ni lo que leía y no me interesaba aprendérmelo. Eso sí, tenía una compañera que de camino al colegio me pedía que le preguntara la lección y era de las que había que darle la entradilla y luego lo soltaba todo de carrerilla con puntos y comas. En ese trayecto de unos 5 minutos se me quedaba la lección y fui aprobando con bienes como mucho. Bueno, Ciencias Sociales era diferente, teníamos un profesor que nos dejaba copiar, así que llegué hasta los notables, eso sí, luego lo sufrí en el instituto. Pero volviendo al principio, se me daban bien Lengua y Matemáticas. En matemáticas también había que estudiar algo, pero era muy poco, cuatro fórmulas y saber aplicarlas.

mateEl caso es que así no hay quien aprenda. Primero porque no hay motivación para aprender, y segundo porque muchas veces el alumno no entiende ni lo que lee, aprende estilo loro y en cuanto termina el examen, se resetea. Comprendo que haya que llegar a unos objetivos, que haya que dar unos contenidos en tal o cual curso, pero se puede enseñar de muchas formas, y así lo ha demostrado César Bona, un profesor aragonés. Es el único español que figura entre los 50 finalistas del Global Teacher Prize. ¿El motivo? Pues que ha dado una vuelta de tuerca a sus clases. Motiva y estimula a sus alumnos de una manera que muchos deberían tomar nota. Pero claro, es más fácil coger el libro, leer la lección, mandar los ejercicios que vienen a continuación y lo que quede sin hacer, para casa. Ojo, no critico a los profesores, al menos no a todos. Me he visto en su posición durante el corto período de mis prácticas del CAP y su curro lleva trabajo previo para preparar las clases, y posterior para corregir. Y hay alumnos que no lo ponen nada fácil. Otras veces el problema es la falta de medios en los centros, recuerdo pedir un proyector para transparencias y que no funcionaba… En cualquier caso, muchos deberían reciclarse, por ellos, y por la labor social que desempeñan. Si es un trabajo de vocación, seguro que hay más motivación.

César organiza las aulas de forma en que se convierten en un lugar de cooperación y colaboración entre los alumnos. Hay un espacio estilo tablón de anuncios donde cada uno puede ofrecer/solicitar ayuda a los demás. Fomenta la intervención de los chavales creando la figura de un abogado que interviene por sus compañeros para tratar temas con el profesor. Además tiene un mural en donde se favorece la expresión y la creatividad. Hay lugar para las felicitaciones, pero también para las críticas y las propuestas. Incluso tienen un responsable de recoger las quejas de forma anónima.

Sin duda, un gran ejemplo de lo que debería ser la escuela. Un lugar donde no sólo aprender contenidos de los libros de texto, sino de aprender a pensar, a razonar, a solucionar problemas, a proponer, a crear, a expresarse… En definitiva, un lugar que prepare a los alumnos a saber desenvolverse en el mundo exterior. Menos reyes godos y más saber cómo leer la letra pequeña de los contratos, sean laborales, con el banco o de cualquier otro tipo. Debería haber muchos como César.

Viaje al centro de la tele

Hace un par de semanas os hablaba de un programa que hace un buen uso del archivo histórico de Rtve y os comentaba que tenía un par de ellos, bien, pues hoy os traigo el otro: Viaje al centro de la tele.

logo

Al igual que con Chachitos, descubrí Viaje al centro de la tele de casualidad. Creo que fue un sábado por la mañana desayunando, y después descubrí que era redifusión cuando volví a dar con él un viernes después de un partido de la selección. Me enganchó y busqué en internet el resto de programas que me había perdido.

Ahora mismo no está en emisión (aunque en el puente hubo alguna reemisión), pero puede verse en la web. Tiene dos temporadas de capítulos de media hora. La segunda es mucho mejor que la primera, y en parte por el narrador, que no es otro que Santiago Segura.

Santiago

En la primera temporada de 2013 daba voz Manu Martínez, locutor de RNE, pero no tiene la chisma, el humor irónico y las pullas del director de cine. Sin duda un acierto el cambio. Los grafismos son de Borges, todo un lujo.

El programa guarda similitud con Cachitos, pues nos muestra los cambios de la sociedad a través de la música, del archivo sonoro de Rtve, pero tiene un tono diferente, porque no sólo se centra en rostros del panorama musical. Cada programa gira en torno a una temática, por ejemplo la primera vez en televisión de presentadores, actores, cantantes o personajes de la prensa rosa. Recuerdo el de la recién fallecida Duquesa de Alba, gag que aparece durante todo el programa y en los sucesivos

Duquesa

los concursos, la canción del verano, las modas, el fenómeno fan, los guateques y su evolución, imitadores e imitados, incluso un repaso a los programas gastronómicos.

A ver si se plantean una tercera temporada porque es un programa muy divertido y fresco, con un humor ácido. Debería haber más programas como Cachitos de hierro y cromo y Viaje al centro de la tele. Rtve tiene la historia de un país que tendría que airearse más.

Órbita Laika

La semana pasada os hablaba de un programa de La 2, Cachitos de hierro y cromo. Todo un señor programa, aunque se emita en una cadena que no tiene tanta audiencia, aunque compita con otros programas también interesantes un domingo a las 10 de la noche. Pues bien, este domingo, en medio de un puente, a las 11 de la noche y a continuación de cachitos, se estrenaba Órbita Laika. Otro programa que pinta muy bien.

650_1000_orbitalaika

Lo confieso de antemano, si no lo presentase Ángel Martín, seguramente habría cambiado de cadena, pero este showman catalán me tiene encandilada desde la época de Sé lo que hicisteis. Y es que a mí la ciencia no me atrae mucho, he sido siempre de letras puras. En el colegio las matemáticas no se me daban mal, pero si entrábamos ya en ciencias naturales, física, química, biología… no eran para mí. Así que a priori un programa de ciencia un domingo a las 11 de la noche parece que no me iba a tener como espectadora.

ángel martín

Pero cuando el conductor es Ángel Martín la cosa cambia. Porque sabes que va a tener humor y porque sabes que será para tontos.

Y sí, humor hubo, el presentador comenzó con un monólogo y además tuvo como madrina a Ana Morgade, que también me encanta con ese toque irónico que tiene. Ana ejerció de madrina, y tras una entrevista, se quedó en el sofá participando en las explicaciones y curiosidades que se iban dando a lo largo del programa.

Órbita Laika, por lo que he podido ver en este primer acercamiento, es un programa de ciencia en el que ésta se le presenta al espectador desde un punto de vista llano, para que todo el mundo lo entienda. Sí, hay términos científicos, incluso experimentos y demostraciones por medio de sus colaboradores expertos en diferentes áreas, pero como digo, muy de andar por casa.

Al programa le faltó algo de ritmo, vi a Martín un tanto dubitativo como presentador, aunque muy bien en su punto de ignorante, que le acerca más a espectadores como a mí; a veces las cámaras no pinchaban a quien tenían que enfocar, supongo que por el falso directo y no estar tan guionizado; y los colaboradores entraban y salían sin apenas tiempo para afianzar en la memoria lo que nos acababan de explicar. Quiero pensar que es por ser el primer programa y que todo ello mejorará, porque el planteamiento es muy bueno.

colaboradores

Me pareció muy educativo el vídeo de la selección natural, muy interesante el uso de los aditivos alimentarios en la cocina, muy buena idea aquello de desmontar mitos de internet como el de los 4 móviles que hacen palomitas. Y todo muy bien explicado y con su demostración práctica, como la de que el color rosa no existe.

Tanto si eres de ciencias como de letras como una servidora, creo que te va a gustar Órbita Laika. Si eres de los entendidos porque asentirás mientras ves el programa corroborando que lo que explican es cierto, y si eres de los míos porque te sorprenderás dándole lógica a aspectos que antes no tenían, o entendiendo tal o cual fenómeno. Me parece mucho más acertado este tratamiento de la ciencia que el que hacen en el programa de Pablo Motos.

Veremos a ver qué nos deparan próximos programas y espero que dure en antena. Quizá incluso algún profesor de colegio o instituto lo use en sus clases. Seguro que los alumnos se sentirían más atraídos por la ciencia.

¿A mano o a máquina?

Recuerdo echar horas a los cuadernillos Rubio de caligrafía. Qué horror. ¿Os acordáis? Si sois de la EGB o antes, seguro.

cuaderno_rubioRubio dentroMe hacía mucha gracia aquello de la contraportada de bien y mal… jamás he conseguido escribir con el dedo sin flexionar.

Caligrafia

Mientras que aprendí a leer antes que mis compañeros de clase y no tuve que hacer uso de las cartillas de lectura, por el contrario el tema escritura pudo siempre conmigo. No tenía una letra clara, pulcra y bonita de niña. Y sigo sin tenerla. Desigual, a veces con las enes para arriba, otras para abajo, las efes que son un único trazo recto… No sé si es que mi mente iba más rápido que mi mano, pero he tenido siempre letruja.

Sin embargo, a pesar de que las cartillas de escritura y los castigos de escribir 100 veces no hablaré en clase me hayan traumatizado, jamás se me ocurriría eliminar de mi vida el escribir a mano. Fea o bonita, mi letra es mía, es una forma de expresarme, y según los grafólogos desprende rasgos de nuestra personalidad.

Por eso no entiendo la medida que se va a tomar en Finlandia a partir del año que viene. Al parecer, se va a sustituir la enseñanza de la caligrafía en los colegios sustituyéndola por mecanografía.

Vayamos por partes. Por un lado entiendo que se enseñe a los críos a usar un teclado, ya que forma parte de nuestras vidas en miles de aparatos que nos rodean. Me parece lógico que ganen destrezas en ese aspecto, al igual que en clase de dibujo se introdujo el diseño por autocad y se redujo la cantidad de horas en láminas y rotrings. Del mismo modo en que aprendíamos a escribir a máquina hace unas décadas: para adaptarnos al nuevo día a día.

Pero por otro lado, que desaparezca por completo el escribir a mano me parece una barbaridad. Quizá si nos ponemos a recordar la última vez que escribimos un texto medianamente largo tengamos que echar la vista mucho tiempo ha. Yo la primera. Uso mucho el boli en el trabajo para anotaciones, para tachar, para apuntar en la agenda. Pero en mi día a día, ni siquiera la lista de la compra. Puntualmente escribo una ruta de viaje, anotaciones, pero nada lo suficientemente largo como para tenerlo en consideración. Seguramente, la última vez que escribí un texto, no unas líneas o una dirección en un sobre, fue hace casi 10 años. Justo desde que terminé la universidad, desde que dejé de tomar apuntes y estudiar. Y es que yo no servía para estudiar con letra de ordenador, necesitaba la mía, desordenada, diferente, con colores, subrayados y anotaciones. Hoy si tuviera que escribir tanto, se me abriría la muñeca del cansancio. Ya no estoy entrenada.

Escribir a mano se ha convertido en algo poco práctico, a veces no reconocemos ni la letra de los demás, pero aún así, me parece importante que se siga aprendiendo. En algún momento nos encontraremos sin un dispositivo a mano, ¿no? No digo que haya que escribir con una caligrafía de cartilla, pero qué menos que se sepa escribir de una forma decente, con su ortografía, por supuesto.

Estoy de acuerdo en que escribir a máquina es más rápido, más creativo, se puede cortar, pegar, corregir, se pueden evitar esos horribles tachones, aquí estoy escribiendo, está claro que le echo muchas horas a un teclado. Pero creo que se debería conservar el aprendizaje de la caligrafía y no darla totalmente de lado por mucha tecnología que nos rodee. Todo en su debido espacio.

Siempre que se habla de Finlancia en el área de educación se destaca su buena posición en los informes, y creo que tienen mucho de lo que hemos de aprender por estos lares, pero aquí creo que han patinado.

El archivo sonoro de Rtve en Cachitos de hierro y Cromo

Hoy no voy a hablar de realities de divinity, ni de chuscos de Antena3, hoy quiero hacer mención a un par de programas que emite la televisión pública y me parecen un gran acierto.

En la primera entrega, en el post de hoy, os quiero hablar de Cachitos de hierro y cromo.

logo

Es todo un descubrimiento, en mi caso fue un domingo sobre las 10 de la noche haciendo zapping. Se emite en la 2 y está presentado por Virginia Díaz, subdirectora de Los conciertos de Radio 3 y directora y presentadora de 180 Grados en dicha emisora.

presentadora

En Cachitos nos adentramos en el archivo de RTVE a través de la música, y nos sirve como leit Motiv para ver los cambios que se han ido produciendo en la sociedad española de las últimas seis décadas. Es un cuéntame, como si abriésemos el álbum empolvado encontrado en un cajón y te sorprendes, te ríes, tarareas… Una delicia de programa.

videoclips

Es un momento revival, de redescubrimiento de auténticas joyas en forma de videoclips con unos estilismos desternillantes y estrafalarios, con unas poses esperpénticas, con esos peinados tan yeyés… Esta semana sin ir más lejos el tema era el Agropop y recordaban desde Fernando Esteso y su Ramona pechugona hasta el Koala pasando por No me pises que llevo chanclas o música celta. Y por supuesto, nunca faltan temas menos comerciales como algunos que han pasado por Radio 3.

cabecera

En su origen, surgió como un especial navideño, supongo que de estos baratos en los que los directivos decidieron no más Pantojas, Chayannes o Bisbales y aprovechar ese legado sonoro que esconden sus archivos. Sin embargo, pasó a convertirse en un programa semanal con muy buena repercusión en las redes sociales. Chachitos es ágil, divertido, con momentos nostálgicos, con sorpresas, como los Jackson 5 en España. Hoy en día compite con Évole y Ana Pastor en la Sexta, grandes programas también, pero si quieres desconectar de la política un rato y disfrutar del último rato del fin de semana, te sugiero que pongas La 2 y veas un rato de Cachitos. Y si no, todos sus programas se pueden disfrutar en la web.

Rarezas gastronómicas: Patatas fritas II

Y vuelvo a traer más rarezas gastronómicas. Aunque no sé si son tanta rareza, ya que lo que hoy traigo son patatas fritas. Y parece que menos las típicas de churrero, tenemos de todo tipo de sabores. También vienen vía Londres.

Walkers ha sacado 6 sabores raros. Lo venden en bolsas surtidas que incluyen tres sabores en bolsas individuales (a dos por sabor). Y ahí que me he lanzado a probarlas.

Walkers1

Cheesy beans on toast: Lo de las alubias en tostada me echaba para atrás, pero a lo que sabe es a queso. Mucho queso. Están ricas y me gustaron mucho. Les doy un 7 porque me gusta el sabor, no les doy más porque no saben a lo que dice.

Hot Dog with tomato ketchup: Podría decir que saben a hot dog, pero a lo que realmente saben es a ketchup dulzón y a la vez dejan un regusto avinagrado. Supongo que es como si el perrito caliente tuviera pepinillos en vinagre. Les doy un 4.

Ranch Racoon: Tiene sabor a especias, pero muy muy leve. No es el sabor que te esperas en unas patatas. Les doy un 3.

walkers2

Chip Chop Chicken Curry: Pues curry, sin más. Muy potente. Un 6.

Pulled pork in a sticky bbq sauce: Pues podrían llamarlas patatas barbacoa, sin más. No me gustaron mucho. Les doy un 5.

– Sizzling steak fajita: Sólo os voy a decir una cosa. Tal y como la primera patata tocó mi lengua, la escupí. Es como si masticaras el sazonador de fajitas. No es que me disguste el sabor, es que estaba muy concentrado. Para mi gusto, demasiado fuerte. Les doy un 6 porque el sabor por lo menos está logrado.

Si me tuviera que quedar con alguna, sería con las beans on toast, pero en cualquier caso, no hay que engañarse, son patatas con un montón de aditivos con sabor a x. Sigo prefiriendo la comida sana, pero de vez en cuando apete probar guarrindongadas y ver qué se cuece por ahí. Química pura.

Blog de Willy nilly

porque no todas las cosas se hacen a regañadientes

Bordes Con Ideas

Pepitas de oro, ¡Pepitas de oro!

Amber D´Luxe

Porque cada mujer es única, elige lo que te haga sentir especial

Crossing Roads

... Let's fly, let's fly away ...

Una cosa te voy a decir

Viajes. Series. Reflexiones.

Decorando tu boda con mimo

Decorando con color el día más importante de tu vida

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.